*Datos cortesía de Aryuna Analytics, los podéis seguir en Twitter @AryunaAnalytics.

 

A pesar de la gran temporada por el equipo aragonés y tener un balance positivo en su casillero a día de hoy (y salvo sorpresa terminará así la temporada) acumula un más/menos negativo de -79 puntos con 2660 puntos a favor y 2739 puntos en contra, lo que le coloca el 7º equipo más anotador de la competición y el 3º que más puntos encaja, sólo superado por Movistar Estudiantes y Montakit Fuenlabrada, aunque ya hemos analizado anteriormente que esto se debe al ritmo utilizado por los aragoneses y que en términos de puntos encajados por posesión se sitúan en mitad de la tabla clasificatoria.

Si bien el equipo tiene un balance negativo en puntos a favor y en contra hay 3 jugadores que acumulan un más/menos positivo a estas alturas de la temporada, como son Bo Mc Calebb (+18), Javier Justiz (+35) y Nemanja Radovic (+41) si bien comparativamente es el pivot cubano el que mejor rendimiento da al equipo en función de los minutos jugados, ya que apenas ha disputado 467 en la competición por los 657 de Radovic y los 695 de Mc Calebb.

BKZ-CJB_Justiz_Mate

En el otro lado de la balanza se encuentran Nacho Martín con un -131 en 608 minutos jugados, Fabio Santana con un -70 en 212 minutos jugados y Fran Vázquez con un -67 en 522 minutos jugados. Bien sea por los rivales contra los que ha jugado o por su falta de adaptación a los sistemas del equipo, Latavious Williams lleva un -43 en apenas 92 minutos de juego y si continúa con esa progresión hasta final de temporada puede llegar a adelantar a Fran o Fabio con sólo 7 partidos.

Nacho-Martin-ACB-Photo-E.-Casas-e1543404411431

Esto es individualmente, pero el baloncesto es un juego de 5×5. Dado que en ninguna web (antes existía ACB Stats pero ha desaparecido) se ofrecen los datos colectivos le formulé la pregunta a Aryuna Analytics a través de Twitter y la respuesta os sorprenderá tanto como me sorprendió a mí.

Adelanto que el mejor quinteto de Basket Zaragoza apenas ha jugado 20 minutos repartidos en 11 partidos y uno de sus integrantes es el jugador con peor más/menos individual del equipo. Curioso ¿Verdad?

MEJOR QUINTETO BASKET ZARAGOZA 2018/2019

Base: Bo Mc Calebb

Escolta: Johny Berhanemaeskel

Alero: Stan Okoye

Ala-Pivot: Nacho Martín

Pivot: Javier Justiz

El “death lineup” de los Warriors se queda casi en un juego de niños comparado con el rendimiento de este quinteto en Basket Zaragoza. El rating ofensivo de ese equipo es de 1,51 puntos por posesión mientras que el defensivo es de 0,92 puntos por posesión, lo que hace un rating neto de 0,59 puntos por posesión. Una locura.

plantilla

Más locura son sus porcentajes. El porcentaje de tiro efectivo de este quinteto es del !77,8%! permitiendo apenas un 40% de tiro efectivo a los rivales. Y lo que resulta más llamativo: es el quinteto de Basket Zaragoza que menos tiros libres tirados necesita por 100 posesiones (apenas 7). Es decir, todo lo que anota llega en juego. 

La pregunta del millón es ¿Por qué no ha jugado más?

SEGUNDO MEJOR QUINTETO BASKET ZARAGOZA 2018/2019

Base: Bo Mc Calebb

Escolta: Renaldas Seibuts

Alero: Stan Okoye

Ala-pivot: Nemanja Radovic

Pivot: Fran Vázquez

Este quinteto es mucho más reconocible ya que han disputado casi 69 minutos juntos y vendría a ser el “quinteto titular” para la mayoría de nosotros. En esos minutos, repartidos en 13 partidos, el conjunto aragonés acumula un +- 17 con un rating neto de 13,39. Anota mucho menos que el quinteto anterior (1,04 puntos por posesión con un 50% de tiro de campo efectivo) y le anotan prácticamente lo mismo (0,9 puntos por posesión con un 46,19% de tiro de campo efectivo de los rivales).

En otro de los misterios inexplicables de la estadística avanzada nos encontramos con que si al segundo mejor quinteto le cambiamos a Nemanja Radovic por Nacho Martín se convierte en !el peor quinteto! del equipo. Sólo cambiar un jugador. 

Esos 5 jugadores incluido Nacho Martín han jugado un total de 36,7 minutos juntos repartidos en 12 partidos con un más/menos global de -19 o, lo que es lo mismo, más de 0,5 puntos de diferencia en contra por minuto que juegan juntos. Si bien su rating ofensivo es alto con 1,2 puntos por posesión con un porcentaje de tiro efectivo del 60%, el rating defensivo se dispara hasta casi los 1,5 puntos por posesión del equipo rival, permitiendo casi un 70% de tiro efectivo de los contrarios. 

bo-mccalebb

Si volvemos a juntar el segundo mejor quinteto y esta vez le cambiamos a Renaldas Seibutis por Johny Berhanemaeskel, el resultado es el segundo peor quinteto del equipo. Y sólo por mover esa ficha pasamos de anotar 1,2 puntos de posesión a 0,92, bajando los porcentajes de tiro efectivo al 48% mientras que los rivales anotan menos (1,2 puntos por posesión) pero su porcentaje efectivo de tiros de campo sigue siendo altísimo (62%).

  ¿Queréis saber los datos de algún quinteto en particular? Estoy en @basketenvena en Twitter.

La gran temporada de Basket Zaragoza tiene varios nombres propios. Probablemente nada sería igual sin los puntos de Okoye y sus canastas “clutch” o el liderazgo en el vestuario de jugadores como Carlos Alocén y sobretodo Nacho Martín. Pero hoy me quiero detener en ese jugador que está siempre de pie al fondo del banquillo animando, el que da consejos a los jóvenes cuando han tenido fallos y el que reune al equipo en una piña cuando las cosas no están saliendo bien. 

A principio de la temporada y debido a la nefasta experiencia con Janis Blums se puso a Renaldas Seibutis con interrogantes por su edad (33 años), dudas que se disiparon en cuanto le vimos sobre una cancha de baloncesto. Su ética de trabajo le permite seguir rindiendo a un nivel excepcional tanto en defensa como en ataque y, además, este año le han respetado las lesiones excepto el primer partido de la temporada. 

Sus números definen a la perfección al bueno de Renaldas: no destaca especialmente en nada pero aporta en todas las facetas. Su regularidad llega hasta el punto de que en 15 de los 28 partidos que ha jugado ha anotado más de 10 puntos y en 14 ha valorado diez o más. Un metrónomo.

RENO1.png

En la era del triple, Seibutis es junto con Darío Brizuela y Garrett Nevels la excepción en el mundo de los escoltas, ya que 2 de cada 3 tiros que intenta por partido son de 2 puntos, siendo sus señas características la finalización en contacto tras penetración y el tiro de 5 metros. Una “rara avis” dentro del mundo de la canasta y que hace todavía más importante la labor de Porfirio Fisac para conseguir que un equipo con un quinteto base como el aragonés, sin apenas amenaza desde el 6,75 (Mc Calebb, Seibutis, Okoye, Radovic y Vázquez) sea capaz de anotar tantos puntos por partido.

44386813_2035298303182616_8966382313354915295_n.jpg

Bajo mi punto de vista, una de las claves de esta temporada está siendo precisamente la poca utilización de ese “quinteto base”, intercalando estos jugadores con otros (Barreiro, Nacho Martín, Alocén o JB) con mayor capacidad para abrir espacios. 

Volviendo a Seibutis, el único aspecto en que el jugador lituano se sitúa dentro del TOP-10 de la Liga Endesa es en el de tiros libres, siendo el 9º que más anota desde la línea con 2,82 puntos por partido y un excelente 88% en TL, el 10º con mejor porcentaje.

Su porcentaje de %eFG, situado en el 50,2%, lo coloca a la cola de la competición dentro de los escoltas, si bien esto es debido a su poca utilización del tiro de 3, factor que prima este indicador por encima del resto. Si vamos a porcentaje global de tiros de campo, Seibutis se sitúa entre los 15 primeros escoltas de la competición con un 44,7%, superando a jugadores como Dylan Ennis, Garrett Nevels o Kostas Vasileiadis. 

Sin ser un jugador “clutch” como Stan Okoye, Seibutis tampoco es un jugador al que le queme el balón en los momentos decisivos. Suyas son las últimas canastas del equipo en los partidos contra Baskonia y Unicaja, ambos terminados con victoria rojilla, mientras que en Andorra, a pesar de que los focos se posaron en Okoye, nada hubiera sido posible sin los 16 puntos del escolta lituano en el último cuarto, la mayoría de ellos desde la línea de tiros libres merced a su capacidad para recibir faltas (3,1 recibidas por partido) aprovechando el bonus en que se encontraba el equipo andorrano. En los últimos cuartos de los partidos que se han resuelto por menos de 8 puntos, hasta 14 la presente temporada, Seibutis promedia 3,26 puntos, el 30% del total que anota y el 15% del total de los puntos del equipo en ese período. 

9a861fad4fd58a6b05589d350ceab527.jpg

Pero sería injusto valorar a Seibutis solo por los números. El escolta lituano parece hecho para destacar sin la luz de los focos en Zaragoza hasta su retirada. Aquí, sin exigencias y auspiciando la llegada de los jóvenes al primer equipo, Renaldas puede haber encontrado su sitio. De momento le queda una temporada más en Zaragoza para que podamos seguir disfrutando de este gran líder silencioso.